Sarada Hentai

Sarada Hentai

Sarada Hentai ➤ la recopilación mas grande de internet, en videos eh imágenes de sarada uchiha xxx de la serie: naruto hentai.

Sarada Uchiha xxx

Sarada Uchiha xxx

Sarada Uchiha xxx todo el contenido que puedas encontrar en internet sobre sarada siendo follada en todas las posiciones.

Sarada es la única hija de Sakura y Sasuke Uchiha. Nació mientras Sakura, ahora embarazada, acompañaba a Sasuke en sus viajes, y fue parida con la ayuda de Karin en uno de los escondites de Orochimaru; por ello, no hay constancia de su nacimiento en el Hospital de Konoha. Como forma de mantener una conexión con Sasuke, a pesar de estar feliz por él, Karin mantuvo el cordón umbilical entre Sakura y Sarada. Después de eso, la familia Uchiha regresó a Konoha para criar a Sarada, donde Sasuke y Sakura la ayudaron a aprender a caminar. Durante la ausencia de su padre en la aldea, mientras reunía información sobre Kaguya Otsutsuki, la niña enfermó de fiebre alta y, después, empezó a usar gafas, que, sin saberlo, eran un regalo de Karin. Debido a la importancia de la misión, su padre no estaba muy cerca, y es por ello que ella no sabía nada de él, incluyendo su aspecto físico de adulto.

La personalidad de Sarada deriva de sus dos padres, aunque se parece más a su madre, lo que es notado por Naruto. Aunque Sarada es amable, sociable y educada, tiene un temperamento feroz similar al de su madre y no se echa atrás ante una discusión; también ha heredado el tic verbal de Sakura, «¡Shannaro!». Al igual que su padre, mantiene un comportamiento distante y tranquilo a menos que se le provoque. Está muy unida a sus padres, a los que se refiere cariñosamente como «papá» y «mamá», a pesar de haber estado separada de su padre durante muchos años. A diferencia de sus padres en su infancia, Sarada ha respetado los modales. A diferencia de Sakura, nunca es excesivamente confiada ni está obsesionada con los chicos, sino que es modesta y trata bien a sus compañeras de clase, especialmente a sus amigos Chocho Akimichi y Boruto Uzumaki. A pesar de que Sarada discute a menudo con Boruto y de su rivalidad con él, son muy amigos y se preocupa mucho por él. Sarada incluso llegó a animar a su padre para que convirtiera a Boruto en su alumno después de ser testigo del gran esfuerzo que realizó al intentar aprender el Rasengan. Cuando Sasuke finalmente decidió aceptar a Boruto como su alumno, Sarada se emocionó por Boruto. Sarada también es una niña curiosa; a pesar de encontrar a Boruto molesto, lo observa por la aldea, mirando desde lejos. Llega a la conclusión de que efectivamente tienen algo en común (ambos quieren pasar más tiempo con sus padres), mostrando una aguda perspicacia. Aunque parece educada y amistosa, tiene fácilmente un temperamento feroz, como su madre. Como muchos niños de su edad, Sarada también siente un gran respeto por el séptimo Hokage Naruto Uzumaki. Debido a su admiración por Naruto, Sarada se propuso convertirse en Hokage.

Antes de su graduación en la Academia, Sarada se cuestionó el valor y el significado de ser un ninja, ya que los deberes de su padre como shinobi le mantuvieron alejado de casa durante muchos años. Sarada mantiene una buena relación con su madre, aunque puso en duda la validez del matrimonio de sus padres debido a las dudas de su madre a la hora de hablar de la ausencia de su padre y de su misión, lo que la llevó a sospechar que sus padres le guardaban secretos. Sarada también puede ser imprudente como su madre, como cuando abandonó la aldea en busca de su padre a pesar del peligro que corría. Cuando asumió erróneamente que Sakura no era su madre biológica, Sarada se angustió y, enfadada, condenó a su padre por mentiroso y denunció cualquier conexión con su madre. Sin embargo, Naruto consiguió calmarla diciéndole que una verdadera familia está hecha de amor y no de sangre, y Sarada decidió que Sakura era su madre pasara lo que pasara. Una vez que Sakura confirmó que Sarada era su hija biológica, Sarada, habiendo ya presenciado interacciones entre sus padres que demostraban que se amaban, estuvo de acuerdo, afirmando que lo único que importaba era el vínculo entre ellos, reconciliándose efectivamente con su madre. Al igual que su tío, Itachi Uchiha, Sarada cree firmemente en la Voluntad de Fuego y es muy leal a la aldea, lo que la convierte en uno de los pocos miembros del Clan Uchiha que no ha sido víctima de la Maldición del Odio.

Debido a que Sasuke estuvo ausente la mayor parte de su vida por su misión, Sarada creció sin conocerlo. A lo largo de los años, le preguntaba a Sakura innumerables veces cuándo iba a volver a casa e incluso llegó a dudar de si realmente se preocupaba por ellos dos. Crecer sin un padre era algo que preocupaba profundamente a Sarada y ver a todas sus amigas disfrutando de su padre dejaba a Sarada anhelando el afecto de su padre. A pesar de que Sarada afirma que no recuerda a Sasuke en absoluto, al parecer tiene algunos recuerdos de él de su primera infancia, como cuando Sakura y él se cogían de la mano cuando ella era una niña pequeña. Momentos antes de que se refiriera a su padre, la emoción de verlo por primera vez en años despertó su Sharingan.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.